Nada es casualidad y no es que yo este deprimida en este momento pero este tema vino a mi, así que tendré que revisarme o quizá es porque ya he pasado por eso crónicamente en mi vida que ya he sabido salir y si por alguna razón me llega ese sentimiento otra vez, lo respeto le doy su espacio y lo dejo ir, ya que, lo primero que hay que saber, es que TODO PASA.

Hay tantas manera de salir de la depresión, que no se por donde comenzar… Quizá por ahí por la cantidad de posibilidades que el Universo ofrece a cada instante.

Y es eso mismo lo que nos mata y nos mete en esa duda eterna, es el tener que decidir que elegir, tanta duda, que a veces puede llegar hasta llevarnos hasta el abismo de la pregunta; de que si vale la pena seguir viviendo. El tener que elegir, nuestras opciones nos lleva a pensar si esta bien o mal lo que hemos hecho o lo que vamos a hacer, en lo que “debería ser” Esa duda nos termina poniendo en una situación de inseguridad y de desvalorización horrible, insoportable. Tanto ruido en nuestra cabeza que empezamos a no poder ver ni oír mas nada, hasta que nos quedamos inundados de vacío.

Un vacío que es creado por la falta de entusiasmo por la vida, por creencias de que las cosas tiene que ser de una manera, y por no poder cumplir con las expectativas de la vida o de los demás, comenzamos a auto flagelarnos, por no sabernos merecedores de todo lo bueno, en definitiva por un concepto de separación con el universo. Por estar desconectados de nuestra vibración, de nuestro corazón, y pasarnos el tiempo en la cabeza.

El alumno le dice al maestro enojado: ”You are out of your mind” (Usted está fuera de su mente -traducción literal-)

El maestro le contesta: ”It takes me a lifetime of practice” (Me tomó toda la vida practicarlo).

(The Peace Worrior)

El salirnos de esos pensamientos tóxicos, lleva practica. Pero NO mucho esfuerzo. Si tú estás pasando por un momento de sentirte deprimido, de confusión, sin entusiasmo por la vida, date un respiro. Date el permiso de vivir ese sentimiento humano por naturaleza, pero naturaleza aprendida… Y no de la verdadera naturaleza del ser humano que es expresar la INDIVIDUALIDAD DE SU DIVINIDAD, y por qué lo pongo en mayúsculas, por que las comparaciones son unas de las mayores causas del inconformismo.

Sabe que esto que te esta pasando es pasajero, el Universo es constante movimiento, inevitablemente en algún momento vas a salir de ello, lo importante es estar alineados con esa energía para poder movernos mas rápido hacia el bienestar. Por eso hay muchas terapias energéticas que ayudan a acelerar los procesos de sanación.

Yo se que es mas fácil decir: “No puedo” que “Te juro que lo intento pero no puedo”, te escuchaste alguna vez diciendo eso? O por que a mi?

Tú sabes muy dentro de ti; que SI existe esa vida plena que tanto deseas. Ese es el latido de tu corazón que te mantiene vivo, al que debes prestarle atención y dejarte guiar por el, para poder manifestar.

Recuerda que un milagro te creó entonces eso es lo que eres un Milagro de Amor.”

Suena fácil decirlo verdad? Pero cómo? Si a mi me paso esto y esto y esto…

Cualquiera sea tu historia, para haber llegado a sentirte así, es eso mismo; una Historia, algo que ya paso, que tu te repites en tu cabeza y que tienes que dejar de hacer.

El crear nuevos hábitos, (como el de dejar de contarte tu historia), lleva practica. Pero NO mucho esfuerzo.

Hay pequeños actos que puedes realizar para reconectarte con tu alegría y tu entusiasmo… Hay un Universo de pequeñas cosas, domo dice la canción de Alejandro Sanz.

El primer paso es comienza desde YA. Haz conscientemente una o dos de estas cosas por día.

En cualquier momento que te sientas agobiado/a por tu mente RESPIRA suave y profundamente 3 veces.

Mientras estés en el semáforo o lavándote los dientes, o cocinando o cuando te encuentres hundida/o en uno de esos pensamientos tóxicos, Di: “cancelado, cancelado, cancelado” y luego repite frases afirmativas de empoderamiento.

Pégalas por toda la casa para que puedas verlas y repetirla a cada rato.

Mírate fijamente al espejo sonríe y dite algo bonito, al cabo de un tiempo te lo estarás creyendo y seguramente tu actitud habrá cambiado.

Busca ayuda en libros, películas, oblígate a reír, busca en YouTube videos con risas de bebes, no hay forma que no te saque al menos una sonrisa o una lagrima de emoción, al ver el milagro de la vida.

Si tienes que gritar … grita, si tienes ganas de llorar, llora, pero llora mucho hasta que te duelan los ojos y ya no tengas mas lagrimas o hasta que te quedes dormida/o, veras que te sentirás mucho mas aliviado/a. Ahora levántate y anda. Ponte bonita/o y sal a caminar, vas a ver como la mirada de la gente hacia ti habrá cambiado, mucha gente te sonreirá y te saludara.

Baila. Canta. Ve a un parque, mira al cielo, detente a ver lo que pasa a tu alrededor, la magia de la vida sucediendo y tu en medio siendo parte de la danza universal.

Tú no puedes perderte de esa función, es la de tu vida.

Recuerda que un milagro te creó entonces eso es lo que eres un Milagro de Amor.

Ejercita. Dios te bendice. Gracias